domingo, 10 de febrero de 2008

Historias de la calle

Supongo que esto ocurre en todas las grandes ciudades. Supongo que éste no será el único ejemplo de los contrastes de la vida moderna.

Pero he aquí una historia. Sí, una historia. Tan sólo mirando sus ojos, uno percibe que detrás de ellos se esconde toda una vida, todo un mundo que, aunque mucho logremos imaginar, poco realmente llegaremos a conocer. Se trata de un niño, un infante, pero aún así, toda una vida.

Uno de esos casos que le golpean a uno en el alma, en la conciencia y que le acompañarán en la memoria.

Un simple niño capaz de emocionar con su música, como pocos artistas han hecho. Impresión enfatizada quizás por la sorpresa de encontrarlo en la calle, por lo prematuro de su edad o por esa mirada, una mirada ajena a lo que sus manos conseguían extraer del violín. Lo manejaba como quien lleva toda una vida practicando, como quien conoce los secretos que se esconden tras el arco y las cuerdas.

Sirva esta humilde entrada como tributo a éste, y muchos otros niños, que han perdido - o les ha sido arrebatado - algo por el camino, esto es... su infancia.

PD: Con este, me ha venido a la memoria como algo marcado a fuego, la cara y la actitud de Elvis, un afable y preocupado niño de la ciudad de Managua (Nicaragua).

3 comentarios:

Vicente dijo...

gracias por esas historias y esas fotos... haces que nuestras vidas tengan un poquito más de sabiduria y sentido!!!

las fotos geniales, en serio... ay ay ay que no pasa este año sin que caiga en mis manos una eos 450d!!! jajajaj

en serio, néstor, imagino la cantidad de emociones que debes sentir con las cosas que estás viviendo, me alegro que puedas reflejarlas en una tarjeta de memoria jejejej además con la mano que tú tienes... o debería decir ojo?? jejej ciao bambino

Nestor dijo...

De verdad, no te puedes imaginar cómo estoy disfrutando con la cámara nueva. Os la recomiendo a todos, una Lumix FZ18.

Está claro que cada uno tiene sus gustos y necesidades. Pero me alegro de no haberme comprado una réflex.

De todos modos, me interesan más las historias que la simple visita turística de un lugar. Me alegra que sean de vuestro agrado.

¡¡¡Muchas gracias por tus comentarios!!!

Al fin y al cabo es el alimento que me permite seguir con el Blog (son muchas, muchas horas de curro, aunque no lo parezca).

Un abrazo...!

gualizoe dijo...

Esta foto es una fotaza!!! Y lo que has escrito, me encanta :)